Debate

Debate

Los debates que a diez meses continúan pendientes

La necesidad de apuntalar medidas urgentes para los clubes y la falta de un panorama claro.

Por: Ezequiel Juaristi
19 de octubre de 2020

La buena noticia que dimos hace diez días de que una veintena de clubes en San Luis se transformarían por la política del gobierno provincial en energéticamente sustentables abrió un debate necesario y recurrente en torno a la disparidad con la que trabajan unos y otros dentro de un mismo territorio nacional.

Es sabido que todas las provincias tienen distintas legislaciones pero la realidad marca que la política deportiva nacional se debe un gran debate de como regular y legislar en base al conjunto total de instituciones.

¿Se deben mirar las problemáticas precisas y concretas de cada territorio?, Si.

¿Se puede pensar en una legislación uniforme para las miles de instituciones?, Si.

¿Se lo quiere hacer?, parece que no.

¿Está la capacidad para hacerlo?, Aún no lo sabemos.

Encontramos que provincias no tienen registros de clubes, otras que apoyan sus políticas deportivas en torno a ellos, tenemos una ley que debería reglamentarse y que no solo esta cajoneada sino que no hay miras que el Ministerio de Turismo y Deportes reclame o profundice un pedido formal para su puesta en marcha.

"No vemos que este año pase mucho con relación a la ley. Según dicen están interesados, pero si no hay contacto con otros ministerios para los puntos sensibles de la ley, creemos que por el momento no habrá mayores novedades", destacó en off un importante dirigente.

Por lo pronto es escaso el debate de como mejorar no solamente las instituciones y sus papeles sino también como se le da una puesta en valor a los espacios en los que practican deportes chicos, adolescentes y adultos.

Hay puntos innovadores que a la hora de la sostenibilidad energética se deberían empezar a discutir. La gran mayoría de las instituciones padecen las altísimas tarifas que llegan mes a mes. Tarifas de 20, 30, 100 o 200 mil pesos dependiendo cuantas luces tienen o cuantas actividades se practican. Por caso, Estudiantes de La Plata el año pasado inauguró su estadio sustentable y alimentado con energía solar. Quizás es un modelo al menos a consultar de como comenzar a replicarlo.

¿Podría haber un financiamiento del estado para que gran parte de los clubes argentinos tengan beneficios si utilizan estas energías renovables?

¿Desde la cúpula de deportes tienen idea de que existen este tipo de herramientas?

¿Tienen ganas de capacitarse, preguntar y profundizar para dar respuestas concretas?

Otro punto central es la cantidad de tiempo ocioso que tienen las instituciones y con sus instalaciones sin aprovechar. En distintas legislaciones del mundo -y hasta en algunas ciudades del pais- hay una articulación entre las estructuras deportivas con el sistema de educación física de los colegios cercanos que permitiría no solamente un mayor sentido de pertenencia para con los clubes sino también que el estado aporte determinado monto económico y se asista a los clubes.

¿Puede pensarse esta alternativa para que sea una normativa a discutir entre deportes y educación?, Si.

¿Se le habrá ocurrido a las autoridades?, no lo sabemos.

Hace algunas semanas en Infancia Deportiva poníamos énfasis en la necesidad de una legislación especial en pos de prevenir los abusos sexuales en los clubes. Campañas de difusión, aperturas de líneas de asistencia, acompañamiento pleno del estado en torno a ésto.

¿Se piensa en crear espacios de debate?, No lo sabemos.

¿Habrá campañas de prevención?, Tampoco lo sabemos.

¿Es algo que se realizará en la proximidad?, Seguramente no.

Hoy en día, en plena pandemia, Deportes se hace cargo de trabajos que tranquilamente podría llevar adelante algún otro ministerio. "Clubes en Obra" es un claro ejemplo de que se pueden tener buenas ideas pero que pueden ser superadoras si llega a TODOS. Ese programa lo podría tranquilamente apuntalar Obras Públicas, pero deportes decidió llevarlo adelante y hoy son más los problemas que las soluciones.

Hay un centenar de medidas que los clubes en un gran foro deben discutir. No solamente para que el estado nacional escuche sus reclamos, sino también para que se den cuenta que el grueso de los dirigentes no son improvisados.

Pasan los días, las horas, los minutos y gran parte de las instituciones mantienen su apoyo a la gestión Lammens - Arrondo- Palmas - Chibán.

Aún así Deportes no tiene un cheque en blanco y la paciencia de propios y extraños se agota momento a momento. Quizás las redes no sean el fiel reflejo de la realidad.

Hay dirigentes -muchos- molestos por los malos tratos, por la desidia y porque quedan expuestos y sin respuestas a los requerimientos de sus socios.

La federalización del deporte es necesaria no solamente como un slogan y queriendo entregar de a quince clubes por provincia un programa para pocos, sino que cada uno de estos deben tener la oportunidad de ser acompañados por el estado con la falta de infraestructura, insumos, espacios y capacitaciones.

Hablando con un dirigente de un club de Jujuy, me expresó: "Acá se abrieron los clubes, ya comenzaron con fútbol infantil y básquet, Personalmente no estoy de acuerdo por lo que estamos pasando con el covid, pero hubo cierta presión del municipio. Se incorporaron más chicos en básquet y nos faltan elementos, pelotas y el protocolo que se presentó de una pelota para cada chico, pero el detalle es que tenemos cuatro pelotas para treinta chicos, o sea es impracticable".

¿Con que certeza pueden volver los chicos a los clubes si hoy ni siquiera éstos tienen la cantidad de pelotas o elementos necesarios para cumplir el protocolo?

Las discusiones tranquilamente podrían estar sobre la mesa. Hoy, a diez meses del inicio de la gestión, cada uno de los debates que se podrían haber saldado con o sin pandemia aún están pendientes.

Comparte tu opinión, dejanos tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.