Salud

Salud

El sobrepeso en los primeros años de vida puede causar problemas pulmonares

Un estudio de ISGlobal pone el foco en una problemática recurrente.

14 de septiembre de 2020

El Instituto de Salud Global de Barcelona alertó en los últimos días que luego de realizar una investigación llegó a la conclusión que los pulmones en la niñez podrían verse afectados por el sobrepeso de los primeros años de vida.

El análisis fue realizado a 1200 niños y niñas y determinó que "Las trayectorias del índice de masa corporal (IMC)­ durante los primeros años de vida estarían relacionadas con la función pulmonar en la niñez. Por ejemplo, los niños y las niñas que muestran un crecimiento acelerado del IMC hasta los cuatro años tienen una función pulmonar más elevada a los siete años, aunque también presentan limitación del flujo de aire. Así lo concluye un estudio del Instituto de Salud Global de Barcelona (ISGlobal), centro impulsado por la Fundación "la Caixa", que se acaba de publicar en la revista European Respiratory Journal", según destaca desde su página web.

De todos modos según Gabriela Peralta, Investigadora de ISGlobal y primera autora del estudio: "Estas investigaciones presentan ciertas limitaciones en cuanto a la definición del aumento de peso ya que la mayoría solo consideraba la diferencia de peso entre dos edades, sin tener en cuenta la trayectoria, por lo que nos planteamos realizar un nueva investigación".

Los niños y niñas analizados explica Peralta: "Por un lado, identificamos y clasificamos las trayectorias del Índice de Masa Corporal de los niños y niñas desde el nacimiento hasta los cuatro años en cinco categorías. Estas trayectorias diferían en el peso al nacer -más bajo, medio o más alto- y en la velocidad de ganancia del IMC ­-más lento o acelerado­­­".

Cabe destacar que el IMC es un índice que se basa en el peso de la persona en relación a su altura y según explican en su página web se relacionaron estas trayectorias del IMC con la función pulmonar que fue medida por espirometría cuando los niños y niñas tenían siete años. Se registró la capacidad vital forzada, el volumen espiratorio forzado en el primer segundo y el cociente VEF1/CVF, que es la relación entre volumen espiratorio forzado en el primer segundo y la capacidad vital forzada.

Dentro de los resultados se destaca que "niños y niñas con aumento acelerado del IMC hasta los cuatro años, independientemente del peso al nacer, tenían una función pulmonar más alta a los siete años, pero mostraban una limitación del flujo de aire, que indica dificultades al respirar cuando se expulsa el aire de los pulmones. Por el contrario, los niños y niñas con un peso más bajo al nacer y un aumento más lento del IMC en la primera infancia presentaban una función pulmonar más baja a los siete años".

Maribel Casas, Otra de las investigadoras a cargo, expresó "los hallazgos del estudio tienen implicaciones importantes para la investigación y la salud pública. El estudio evidencia que las trayectorias de IMC en la primera infancia son una herramienta útil para identificar patrones de crecimiento asociados a una mala salud respiratoria".

Por último Judith Garcia-Aymerich, jefa del programa de Enfermedades no transmisibles y medio ambiente de ISGlobal y co-coordinadora del trabajo afirmó: "Dado que el aumento de peso está afectado por factores modificables, las intervenciones de salud pública que promueven estilos de vida saludables -por ejemplo, alimentación saludable y actividad física- en la primera infancia pueden ayudar a mejorar la función pulmonar y reducir la morbilidad respiratoria en la edad adulta".

Comparte tu opinión, dejanos tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.