Informe

Informe

Avanza un proyecto de ley que busca dar recursos a los Clubes de Barrio

Se trata de la Ley de Patrocinio Deportivo, iniciativa del senador chaqueño Antonio Rodas, que podría convertirse en un espaldarazo importante para miles de instituciones deportivas.

Por: Ezequiel Juaristi
27 de julio de 2021

Son miles las instituciones que necesitan un fuerte espaldarazo por parte del estado y de los privados. Un espaldarazo que les asegure una fuente de ingresos, una contención suficiente para que puedan pensar exclusivamente en la transformación deportiva y social que niños, niñas y adolescentes necesitan de manera urgente.

Para que esa transformación llegue, en las últimas semanas se dio a conocer un proyecto de Ley de Patrocinio Deportivo impulsado por el senador chaqueño del Frente de Todos Antonio Rodas y que busca, según la información oficial, promover la actividad infantil, juvenil, de la tercera edad y de los discapacitados, propiciar la inclusión social a través del deportes y educar y capacitar a los deportistas ayudándolos en su proyección regional, nacional e internacional.

Para que ésto ocurra, se crearía un fondo especial que les permitiría a los miles de clubes e instituciones deportivas de base tener los fondos necesarios para dejar de padecer los vaivenes provocados por las innumerables crisis económico-sociales.

Infancia Deportiva habló con el senador Antonio Rodas sobre los detalles de este proyecto que ya fue girado a las comisiones de Deporte y Presupuesto.

-¿Cuáles fueron los puntos que se tuvieron en cuenta para el armado del proyecto?

La iniciativa toma su fundamento en la experiencia del Chaco, que sancionó la Ley 6.429 de Sponsorización y Tutoría del Deporte. No es la única jurisdicción provincial o municipal que están legislando sobre la materia, hay numerosas leyes e iniciativas legislativas en las legislaturas provinciales y municipales. Desde el Observatorio Nacional de Clubes de Barrios han destacado que estas instituciones actúan como dispositivos de contención, fundamentalmente para aquellos sectores más vulnerados, promoviendo valores, salud, educación y ejerciendo un impacto en la prevención de criminalidad. No podemos dejar de destacar que el 73% de los clubes presta sus instalaciones a instituciones estatales como escuelas, hospitales, bibliotecas, municipios, y en el 91% de los casos gratuitamente. Por ello y con el objeto de facilitar las actividades de estas instituciones y de promover a jóvenes deportistas, propusimos el patrocinio deportivo como una forma de incentivar que el sector privado financie mediante incentivos fiscales, algunos proyectos en los clubes.

-¿Cómo consideran que va a impactar la ley en los clubes de todo el país?

La ley propuesta tiene el claro objetivo de fortalecer a los clubes, como entidades intermedias próximas a la ciudadanía que colaboran en la formación, la contención de los adolescentes y la promoción de la persona humana en su desarrollo, no solo deportivo, sino integral. El nexo que a partir de la iniciativa se pretende instaurar, opera las veces de puente entre el sector privado y la sociedad civil, propugnando un mayor compromiso y responsabilidad social, con impacto social directo.

-¿Cómo son los procesos que se tienen pensado hasta el abordaje legislativo? ¿Se puede pensar en un tratamiento de la ley para este 2021 o ya es un proyecto a concretar en el 2022?.

La iniciativa cuenta actualmente con dos giros a las comisiones de Deporte y Presupuesto. La primera de ellas no ha sido constituida, por lo que prontamente solicitaremos se evalúe la supresión de dicho giro, a fin de poder avanzar en su tratamiento. Es fundamental el apoyo y la militancia de los clubes de barrio, para dar visibilidad y lograr que en el corto plazo pueda ser parte de la agenda legislativa.


-¿Cuál es la situación que se avisora de los clubes de acuerdo a lo conversado con los distintos dirigentes de clubes con los que trabajan el proyecto?

Sin dudas hay una necesidad acuciante que ha escalado por causa de la pandemia, como en muchos sectores. Sin embargo el proceso de debilitamiento de los clubes de barrio, ha tenido su máxima expresión a partir de la crisis económica que culminó en 2019. Así es que Cristian Font, presidente de OSECBA -Observatorio Social y Económico de Clubes de Barrio y Afines señalaba que los clubes ya "se encontraban en una situación de gravedad extrema: instituciones que se endeudaban con las empresas prestadoras de servicios por sumas millonarias y sufrían el corte de servicios, viendo mermados sus ingresos por la grave crisis económica (...). Este combo hizo que muchos clubes comenzaran a cesar en sus actividades, el cierre de piletas, que dejaran de usar gimnasios y salones, sumado al deterioro general de sus instalaciones.

-Desde lo técnico, ¿cuán importante es la reglamentación de la ley 27098? Esto se pregunta ya que sabemos que hoy hay miles de instituciones caídas del sistema y por ésto hoy en día el estado nacional no llega a otorgar a todos los clubes los diversos subsidios y programas anunciados.

La ley 27.098 en el ámbito nacional, no ha sido reglamentada aún, sin embargo en el año 2020 se han realizado avances en el ámbito nacional, a saber: a) Resolución General 7/2020 de la Inspección General de Justicia, estableció que: El Sistema de constitución de Asociaciones Civiles regulado por la Resolución General IGJ N° 1/2020, podrá también ser adoptado para la creación de aquellas entidades cuyo objeto sea la promoción y defensa de los Derechos Humanos, como así también para la creación de las entidades contempladas por la ley N° 27098 de promoción de Clubes de Barrio. b) Resolución 252/2020 del Ministerio de Turismo de la Nación creando el programa de apoyo a la mejora de la infraestructura de clubes de barrio y entidades deportivas comunitarias, llamado "Programa Clubes en Obra".

De este modo se incluye a las entidades que se encuentran comprendidas en La Ley N° 27.098, a fin de generar inclusión social e integración colectiva a través de la promoción, fortalecimiento y desarrollo de los clubes de barrio con el fin de fortalecer su rol comunitario y social. Asimismo, debido a que la Ley nacional 27.98 es de adhesión, nuestra provincia el mismo año de su promulgación sancionó la Ley 7592 adhiriendo a la misma. En este sentido la provincia está en facultad de normar en lo que atañe a su jurisdicción. Personalmente creo que es fundamental avanzar en la reglamentación nacional y provincial, y más aún en este contexto donde el gobierno está trabajando arduamente en un plan de recomposición para la pospandemia, donde los clubes de barrio serán elementos claves en el proceso de normalización y reconstrucción que tendremos que afrontar.

Desde Infancia Deportiva seguiremos de cerca la evolución de un proyecto interesante y oportuno ya que son miles las instituciones que hoy están en crisis y necesitan recursos para mejorar la vida deportiva y social de niños, niñas y adolescentes.

Comparte tu opinión, dejanos tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.